0px;">Ocurrió durante la madrugada de este domingo. La víctima habría ingresado con un fuerte dolor en el pecho, falleciendo a las pocas horas.


Durante la madrugada de este domingo, un vecino de 39 años de edad perdió la vida en la guardia del hospital Dr. Oller de San Francisco Solano, despertando el enojo de todos sus familiares, que ocasionaron terribles destrozos en el nosocomio.

Fuentes policiales detallaron que el paciente ingresó a la guardia a las 00:00 horas debido a un fuerte dolor en el pecho y tras permanecer en una camilla por el lapso de tres horas, perdió la vida.

Al conocer la noticia, familiares de la víctima se molestaron con la novedad e ingresaron a la guardia rompiendo la aparatología e incluso maltrataron al personal.

Allegados del difunto detallaron que el enojo fue a causa de la mala atención que brindaron los enfermeros. “Te juro que lo único que se escuchaba dentro de la guardia era la risa del personal. Mi primo no fue atendido por ningún médico ¡Lo dejaron morir! A las 3:30 hs preguntamos por él y ahí fue cuando lo vimos ya sin vida tirado en una camilla” contó una familiar.

Hasta el momento, el cuerpo no fue entregado a su familia por pedido de la Justicia, que catalogó el hecho como “muerte dudosa”. A su vez, varios efectivos de la policía custodian el hospital mientras que la guardia médica se encuentra cerrada al público.