Vale todo: estacionó en plena ochava de calle 844 y 897 y se puso un puesto en la vereda

Una mujer estacionó su auto en plena ochava del centro solanense y puso su puesto de venta en la vereda. La situación generó indignación en los vecinos y caos vehicular.

En la tarde de este lunes, una señora decidió frenar su vehículo justo en la esquina de calle 844 y 897, donde claramente se ve un cordón de color amarillo, lo que indica que está prohibido estacionar en dicho lugar. Además, armó su puesto de venta de juguetes en la vereda.

Asimismo, las camionetas y camiones no pudieron doblar en dicha intersección ya que se les hizo imposible. Según pudo saber este medio, el vehículo estuvo estacionado durante toda la tarde y la falta de control de tránsito en esa zona quedó en evidencia.