El Hospital Iriarte, al borde del colapso

El director del Hospital de Quilmes reveló un dato alarmante. Las ocupación de camas de terapia intensiva llegó al 95%. Dijo que todavía no están colapsados, pero llamó a la responsabilidad de los vecinos en los cuidados preventivos para no llegar al colapso del sistema sanitario del distrito.

En diálogo con el programa “Ir a más” por Radio FAN (103.9 fm), Juan Fragomeno expresó: “Lamentablemente estamos lejos de tener buenas cifras y decir que ‘están bajando los contagios de coronavirus’. Estamos todavía con cifras altas, camas ocupadas y a todo esto se suma que la gente sale como si nada pasara, llevando a los chicos sin barbijo que, si bien es cierto que padecen menos la enfermedad, la transmiten a los adultos”. 

“La ocupación de camas de alta complejidad entre el 94 y 95 por ciento. Es una cifra muy alta, lo ideal sería tenerla al 80, pero estamos lejos. No estamos colapsados, pero estamos trabajando con las camas muy ajustadas”, aseguró.

Además, Fragomeno detalló que el personal de la salud ha disminuído por las licencias por Coronavirus. “Estamos con el personal bastante acotado, pero hemos podido dar respuesta a todos hasta ahora. Tenemos una planta de mil trabajadores y hemos tenido positivos unos 120, o sea entre un 10 y 12 por ciento de positivos desde que empezó la pandemia, cifra que coincide con lo que sucede en el resto del mundo”.

En tanto, le pidió a la población que tomen conciencia: “Por favor y dentro de lo posible mantengan la cuarentena”. “Comprendo que podemos estar cansados y comprendo la situación económica, pero desde el punto de vista estrictamente médico lo único que va a disminuir el contagio es que nos aislemos. A mayor circulación de gente, es mayor la complicación”.

Y advirtió: “Si no tomamos conciencia de lo que esta pasando vamos a andar mal, va a ascender la cantidad de camas ocupadas y tendremos un colapso debido a que, a la patología de coronavirus, se suman los accidentes de tránsito, heridos de arma blanca y arma de fuego, lo que hará que sature finalmente el sistema de salud”. 

Por último, el doctor convocó a los pacientes recuperados de COVID-19 a que donen plasma. “Cuando uno padece la enfermedad automáticamente forma anticuerpos que circulan en el plasma y su aplicación en pacientes que han contraído la enfermedad los mejora notablemente. Los resultados han sido muy buenos hasta ahora y es muy importante hasta que llegue la vacuna”.