Robaba cables pero llegó la policía, se asustó y no quiso bajar

Un ladrón de 26 años fue aprehendido en Ezpeleta, cuando efectivos policiales lo sorprendieron cortando cables del tendido eléctrico con una sierrita. El robacables se intimidó ante la llegada de los agentes y no bajó por varios minutos, hasta que finalmente se cansó y descendió.

El delincuente subió a un poste de luz ubicado en la calle Minuto y Colombia, donde estuvo buen tiempo cortando el cable con una sierra, sin embargo, en determinado momento llegó un móvil del Comando de Patrullas de Quilmes, quien divisó al sujeto trepado cortando el objeto a varios metros de altura.

Al verse sin escapatoria, el malviviente decidió no bajar y atrincherarse durante varios minutos. Sin embargo, ante el cansancio de su cuerpo, debió descender de manera voluntaria, donde los agentes lo esposaron.

Luego de ser trasladado a la Comisaría, la Fiscalía Nº 1 de Quilmes lo imputó por “robo en grado de tentativa y resistencia a la autoridad”.